Nº 35, vol. 1 - Julio 2017

Eficacia de la vacuna recombinante contra la gripe en adultos de 50 años o mayores.

agosto de 2017

Elena Silgado Arellano

Medicina Familiar y comunitaria

Consultorio Valdemorillo. EAP El Escorial.

Artículo Original:

Efficacy of Recombinant Influenza Vaccine in Adults 50 Years of Age or Older.

Autores:Dunkle LM, Izikson R, Patriarca P, Goldenthal KL, Muse D, Callahan J

N Engl J Med 2017;376:2427-36.
Ver fuente

Resumen

Durante 2014 y 2015 se llevó a cabo un estudio randomizado doble ciego, que incluyó pacientes mayores de 50 años, sanos, en Estados Unidos. Se comparó la eficacia de una vacuna recombinante contra la gripe (RIV4) frente a la convencional (IIV4).

RIV4 fue creada mediante el uso de técnicas recombinantes de DNA, y la IIV4, mediante las técnicas estándar de inactivación y purificación de los virus en huevo. Ambas vacunas contenían hemaglutininas (HA) de las cepas recomendadas para la estación 2014-2015.

Después de la vacunación, los participantes mediante llamada telefónica eran diagnosticados y se realizaba una PCR del exudado nasofaríngeo. Un total de 9003 personas fueron incluidos, repartidos casi al 50% en los 2 grupos. Esta comparación demostró la no inferioridad de la vacuna RIV4 en cuanto a eficacia relativa, frente a la IIV4. Estos resultados son concordantes con estudios previos, siendo la reactogenicidad de ambas vacunas similar, a pesar de la mayor concentración de HA de RIV4.

Este estudio tiene muchas limitaciones. Primero, sirve para determinar la eficacia relativa de RIV4 en comparación con IIV4 pero la eficacia absoluta debe ser valorada en estudios epidemiológicos, incluyendo personas vacunadas anualmente, y los inmunodeprimidos.

Comentario

Reducir la carga de la gripe y sus consecuencias socio-sanitarias, sería posible mejorando las vacunas. El método convencional, basado en el crecimiento e inactivación de los virus de la gripe en huevos puede producir mutaciones que reducen la eficacia. Además, requiere en torno a 6 meses para su producción, frente a las 6-8 semanas de las generadas por técnicas de recombinación genética, que permiten la incorporación de antígenos extra con el fin de aumentar la eficacia y ser utilizadas en momentos de epidemia. Sin embargo, se necesitan aún más estudios para conseguir vacunas más eficaces y con un efecto más duradero frente a los diferentes tipos de virus de la gripe.

 

Bibliografía

1.- Choi Y, Kwon SY, Oh HJShim SChang SChung HJKim DKPark YLee Y. Application of recombinant hemagglutinin proteins as alternative antigen standards for pandemic influenza vaccines. Biotechnol Lett. 2017 Jun 13. doi: 10.1007/s10529-017-2372-8.

2.- Fiore AEBridges CBCox NJ. Seasonal influenza vaccines. Curr Top Microbiol Immunol. 2009;333:43-82. doi: 10.1007/978-3-540-92165-3_3.

3.- Schmeisser FVodeiko GMLugovtsev VYStout RRWeir JP. An alternative method for preparation of pandemic influenza strain-specific antibody for vaccine potency determination.Vaccine. 2010 Mar 11;28(12):2442-9. doi: 10.1016/j.vaccine.2009.12.079. Epub 2010 Jan 12.

4.- Wang Y, Wu J, Xue CWu ZLin YWei YWei XQin JZhang YWen ZChen LLiu GDCao Y. A recombinant H7N9 influenza vaccine with the H7 hemagglutinin transmembrane domain replaced by the H3 domain induces increased cross-reactive antibodies and improved interclade protection in mice. Antiviral Res. 2017 Jul;143:97-105. doi: 10.1016/j.antiviral.2017.03.029. Epub 2017 Apr 10.

Especialidades del artículo

Subscríbase a Journal MPG